miércoles, 9 de octubre de 2013

FLYING DOG SNAKE DOG IPA

Creada en Aspen (Colorado) en 1990 como un brewpub, Flying Dog tiene su producción hoy en día en sus instalaciones en el estado de Maryland. Aun siendo relativamente joven, es una cervecera muy prolífica ya que en su catálogo encontramos 11 cervezas permanentes, 9 de temporada e incontables ediciones limitadas y colaboraciones.
En general toda su imagen es muy cuidada y un tanto transgresora, lo que en ese aspecto podría recordar a Brewdog. Es una marca que se caracteriza por sus llamativas etiquetas diseñadas por Ralph Steadman. Como muestra, un video que presenta esta SNAKE DOG IPA que nos ocupa:

video



Al acercarse al vaso viene una sensación cítrica, a mandarina, junto con la hierba del lúpulo que es latente. De fondo se perciben notas dulces a caramelo.
Su color está entre el naranja y el marrón claro, con una espuma color marfil de burbujas pequñas y con muy buena retentiva, de hecho perdura todo el tiempo con una presencia importante.

En trago es ligera. Se percibe naranja y uva pero dura poco, con una malta que quiere aparecer pero el lúpulo la supera enseguida. Su final es amargo y seco, con un regusto dulce que no consigue contrarestar el amargor que deja en la garganta junto con una sensación cálida que dan sus 7,1% de alcohol.
Es un amargor intenso, herbal y con notas cítricas, a pomelo y a uva.



Es una cerveza que promete más en aroma que en sabor. La mejoraría el tener más cuerpo y dar más protagonismo a las maltas ya que el lúpulo es demasiado protagonista y es casi lo único que queda de ella al probarla.
Seguro que otras elaboraciones menos lupulizadas de Flying Dog tendrán estas características y estarán más equilibradas.

Curiosidad: Siguiendo con la moda de escribir mal los ingredientes, esta SNAKE DOG IPA no se queda atrás y tiene "malta de LA cebada" y "levedura".


6 comentarios:

  1. Nos acaban de quitar todas las ganas que teníamos de probarla. Saludos amigos de "Una bien fría"

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No quiero dar la impresión de que no es recomendable, en general la nota sería buena, simplemente he explicado el margen de mejora que creo que tiene.
      Es ligera y peligrosa puesto que entra muy fácilmente pero tiene 7,1% grados. Los toques a naranja y uva son atractivos también aunque predomina el amargor que es persistente.
      un saludo!

      Eliminar
  2. Otra de mis cerveceras preferidas!

    Madre mía no se que pasa con las traducciones... le estás pillando gustillo al tema eh jajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, últimamente estoy viendo muchos errores en las traducciones de ingredientes. Llama la atención que esté encontrando tantos y esta Flying Dog también lo tiene.
      Esta cervecera es muy prolífica así que habrá que ir viendo qué tiene para ofrecer. Me gustan las IPA pero algo menos lupulado puede que me guste más de ellos. saludos!

      Eliminar
  3. Coincido con Rubén!! Ja ja ja... es ya una subsección tuya lo de las etiquetas!!! Una cerveza bastante buena! Me gusta!!!

    ResponderEliminar
  4. Jeje, es que vaya faltas de ortografía. Aunque no es su lengua y se comprende un poco :P
    Seguiremos descubriendo cosas de esta prolífica marca. un saludo!

    ResponderEliminar